Feria del libro de Madrid

Paseo de coches del Parque del Retiro
Desde el 28-05-2010 al 13-06-2010

Este año, la feria ha sido pronto para mí. Otros años, voy la segunda semana, apurando los últimos días. Pero este año no he dejado que se sintiese la amenaza. Claro que este año, me ha faltado la moto. Desde hace más de diez años, acudo a mi cita con una buena amiga, que defiende enérgicamente que no se puede ir de otra forma hasta la puerta del Paseo de Coches. Y yo le hago caso. Seleccionamos un día sin gente (de diario y a ser posible, con fútbol), la recojo en su casa, me presta un casco y atravesamos la Castellana en moto (que para mí es como practicar un deporte de alto riesgo). Al llegar al Retiro, nos proponemos no comprar muchos libros (de hecho, con frecuencia yo me propongo comprar sólo uno). Pero en el Retiro los libros salen a buscarte. Compro libros en dos momentos del año: en Navidad y en la Feria. En Navidad los busco yo, pero en la Feria me buscan a mí. En la Feria encuentras pequeños editores. Durante muchos años fui a la caseta de Ediciones de Oriente y del Mediterráneo con quienes descubrí a Mahmud Darwish. Es un ejemplo, de hecho Darwish nunca me ha atacado fuera de la Feria. Suelo visitar la caseta de Casa-Sefarad pero este año la dejé castigada por razones obvias. Me gusta visitar la del Instituto Geográfico Nacional y ver mapas. Bueno, depende del año. Lo bueno de la Feria es que hay libreros y editores. Vamos, gente que ama los libros y que se emociona si tocas el libro que se acaban de leer o aquel por el que han apostado. Y te lo dicen. Y te cuentan la historia del autor, quién lo ha traducido, cuántos años ha estado descatalogado. Este año, nos han atrapado Rey Lear y Gadir. En Rey Lear, Jesús nos contó cómo Ángel Vázquez escribió "Fiesta para una mujer sola " después de ganar el Planeta y antes de "La vida perra de Juanita Narboni", pero a la censura no le gustó. De manera que era una novela desaparecida. Pero tras mucho buscar, encontraron un ejemplar en la Biblioteca Nacional que ha podido ser digitalizado y ha sido el que ha originado la edición actual, ¡benditos pequeños editores! que nos permite volver al Tánger de Bowles. ¿Has leido otras obras de Dino Buzzati? me preguntó el editor de Gadir cuando acerqué mi mano a la preciosa edición azulada de "Amor" en una pregunta que claramente esperaba una respuesta afirmativa. Pero Buzzati tampoco me había atacado nunca antes de la Feria. Así que descubrí que no conoces la literatura del siglo XX si no le conoces a él. Ahora, sé también que mi adorado Camus fue traductor de Buzzati. Y entre una feria y otra no me da tiempo a acabar los libros que me he comprado en la pasada y que siempre son más de uno. Pero ¡soy tan feliz esa tarde que cada año voy con Esperanza a la Feria!
Ana Ruiz

13 comentarios:

Pilar dijo...

Ana, que razón tienes ¡¡ Que placer pasar por la feria del libro a última hora cuando ya no hay mucha gente, o están viendo el futbol, dar una vuelta por todas las librerías pequeñas que se curran sus puestos, y por un día alejarte de las garades supeficies para comprar un libro, un comic...

Yo siempre me pregunto como aguantan la comentencia de Fnac y los grandes. Me imagino que las que no son especializadas en algo concreto, lo tienen bastante difícil

Yo he estado en la de Valencia el mes pasado, y me encanta la que hacen en marzo en la Gran Vía Marqués del Turia.

Anónimo dijo...

Uhmmm...que bonito articulo!!!
Gracias Viernes, gracias Amparo y gracias Ana.

Ire la semana que viene y me gustaria poderla disfrutar tanto.
Ya os contare!

Maria Victoria dijo...

...Hablando de Buzzati, si no te ha atacado antes, déjate atacar con "El desierto de los tártaros", joya que presté y, por cierto, no me devolvieron... Imprescindible.

Por cierto, que no he ido a la feria por trabajo y por los calores, pero me reconozco en lo que cuentas...

Besos
Mavi

ana dijo...

pues lo haré, lo haré!
Gracias por la recomendación. Debe ser muy bueno!

ASM dijo...

Yo fui el viernes a la Feria y me compré el libro de viernes y otro que llevaba tiempo buscando en las librerias y estaba agotado. Pasé por la caseta de Gadir y estuve a punto de leerle tu bonito articulo al editor pero al final me corté. A mi me gusta visitar la caseta de Torremozas que es una Editorial que publica poesia escrita por mujeres. El otro dia no me dió tiempo a llegar hasta alli, asi que volveré.
Que bien sabe una cañita en las terracitas del Retiro cotilleando los libros que acabas de comprarte!!!

ana dijo...

Yo, me compré El Camino. Además de alguno más. Algún día dedicaremos un vienes entero a Delibes. El viaje, a Castilla (la Castilla de Delibes y mía que incluye el León de ASM:-)), la peli: los santos inocentes, el libro cualquiera, pero lo más importante el speaker´s corner: las cosas importantes de la vida...

Maria Victoria dijo...

Qué susto! De primeras pensé que era "El Camino", de Escrivá de Balaguer!!!

Menos mal que he seguido leyendo!!!

Me voy a dormir, que voy a empezar a tener visiones!

Pato dijo...

Gracias Ana por este artículo y por cada año de Feria: cuantos libros y cuantas risas "haciendo trajes a diestro y siniestro". Desde luego que hay que arriesgar para llegar a la Feria y nada mejor que ir en moto!!.
Como bien dice Ana, cada año la Feria es distinta pero siempre tiene ese sabor especial que te deja recuerdos para todo el año. Este año el descubrimiento de Rey Lear ha sido un regalo, por el tipo de libros, por el cuidado en su edición -apetece acariciarlos-, por las historias cargadas de pasión de como se llega a editar un libro... Gracias Jesús. Yo he vuelto otro día este año porque no podía dejar de comprar esos preciosos libros con sus historias.
Como homenaje a este precioso artículo quiero expresar mi más profundo homenaje a Miguel Delibes. Siempre tendremos sus libros para leer, aprender y pensar.
Saludos a todos y nos vemos en la próxima Feria.

ana dijo...

que ya está aquí. Y ya tengo la cita con Pato.
Hay nuevo libro de cuentos de Aramburu... éste es el único que tengo previsto comprar

ASM dijo...

Qué bonito articulo!! dan ganas de salir corriendo a la Feria. Yo iré la próxima semana; en moto por supuesto.

Ana dijo...

Mavi,
Gracias por la recomendación! Este año, me deje atacar x el desierto de los tártaros siguiendo tus instrucciones. Todavía intento entender como me ha podido atrapar esa vida cuartelaria monótona! Supongo que eso también es lo que hace que Buzzati sea un genio! Ahora tengo que digerir toda la filosofía que encierra... Impresionante!!!

Anónimo dijo...

Hola Ana! Me encanta que te haya gustado mi recomendación, es que en realidad va mucho más allá de la vida cuartelaria, es que es muy revelador de una manera de vivir atrapado, y eso te puede pasar en un cuarte, en un trabajo, en una relación... Te atrapa el libro porque es muy revelador...

Mavi



Ana dijo...

Ayer abandoné precipitadamente una comida en compañía de grandes amigos. Era, ese día que se repite a lo largo de mi vida y que me lleva en moto a la feria. Allí estaba Chema (Rey Lear), como todos los años, acercándonos a Julio Camba. Le conté que acababa de disfrutar "Encender una hoguera" de Jack London con la hermosa edición que les compré el año anterior. Claro, que tuve que reconocer que todavía no había leído "Fiesta para una mujer sola"... Cómo pasan los libros, de la estantería a la mesilla de noche, es un misterio para mí, siendo yo la que los traslada. Homenajeamos a Muñoz Molina, celebramos que ya tuviera sus ediciones en Cátedra (Dios mío! un clásico vivo...). Busqué el Belmonte de Chaves Nogales y me asaltaron dos libritos: La dulce y Sukkwan Island. Prometo informar si merece la pena.
De momento, "El olvido que seremos" ha alcanzado mi mesilla de noche, en el movimiento más rápido que se ha visto y adelantando a todos. Los regalos de mi compañera de Feria, tienen una consideración especial.